Voluntarios entusiastas

y comprometidos

 


El Programa de Voluntarios es muy conocido en Na Bolom. Desde los tiempos de Gertrude Duby la cantidad de extranjeros y mexicanos que ha desfilado por la casa realizando servicio, voluntario o trabajo como artistas en residencia se podría traducir en una lista de varios cientos, algunos recuerdan esa época como memorable y la gran mayoría de ellos, sin no eran ya exitosos profesionistas en su área laboral ahora lo son. Incluso hemos tenido el gusto de recibir incluso a los hijos de quienes en su juventud fueran voluntarios en la Asociación.

Es tan importante este programa que Gertrude Duby en la constitución de la Asociación Civil en 1980, en la cuarta cláusula de objeto social inciso (c) dispuso lo siguiente:

“Utilizar la casa mencionada como lugar de residencia para los becarios que se interesen en el estudio de las culturas del Estado de Chiapas y demás disciplinas que se deriven de las ciencias antropológicas en nuestro país”. 

En un segundo apartado con el número de cláusula (xi) menciona: 

 

“Programa de voluntarios; hacer posible que estudiantes o personas que conocen el trabajo para la continuidad de este. Pudiendo ser originarios de cualquier parte del mundo sin consideración de raza, credo o religión o nacionalidad. ... Este programa está enfocado a auspiciar el intercambio, interacción cultural y de vivienda internacional, para procurar así una mejor comunicación y comprensión entre la diversidad de personas, ya que esto nos ayuda a profundizar en nuestro propio conocimiento. Este programa esta proyectado única y exclusivamente a un nivel particular y privado y no se necesita ayuda gubernamental”. 

Pero más que entrar en formalidades técnicas del acta constitutiva que rige a la asociación quisiera comentar que la aportación de todos aquellos hombres y mujeres que han hecho a la casa se deja ver a través de los años. Una de las personas que tiene casi todos los recuerdos vigentes y memorables de aquellos años atrás es doña Betty Mijangos, que nos platica de los chinos que vinieron y regalaron el jaguar dragón colgado durante tantos años en el comedor  (foto 1) que para despedirse hicieron un espectáculo en el patio central, o los artistas que tejieron durante seis años el tapiz de dintel de Palenque colocado en el comedor, o el voluntario que le bordó un abrigo de lana a Trudy y ahora es parte de la colección de ropa  o cuantos mas anónimos que ahora no tenemos sus nombres presentes que donaron alguna fotografía o cuadro que escribieron algunos de los letreros de las exhibiciones. Son innumerables los trabajos y proyectos que estos voluntarios o artistas en residencia hicieron y hacen por Na Bolom, cuántos de ellos no han sido guías de tours por la casa o han pintado una banca, colocado un cuadro, acomodaron libros en la biblioteca, trabajado en el vivero o jardín, regaron macetas como cosas del diario, pero que vinieron con la intención  de elaborar un proyecto, apoyar en el Fondo Médico Lacandón, hacer una investigación en la Selva, investigar en el archivo, publicar un artículo o hacer una exhibición en el ámbito cultural en relación a la cultura maya.

Pero como en todo tenemos el otro lado de la moneda no hay de aquel o aquella que se enteraron del programa y disfrutan de los beneficios teniendo una estancia y alimentación gratuita sin tener un verdadero espíritu de voluntad de apoyo a la casa o de trabajo y los vemos de turistas sentados en el comedor sin hacer nada, mejor aun en su cuarto de noche en gran fiesta y peor siendo la manzana de la discordia dentro y fuera de la casa. Es por ello que para poder ser voluntario o artista en residencia, el postulante deberá llenar una solicitud planteando el proyecto en el cual quiere colaborar, además de que pagará una cantidad simbólica por su estancia y cumplir con los horarios convenidos al momento de la solicitud.

Ser voluntario o artista en residencia en un lugar como Na Bolom, en un estado como Chiapas, no es nada fácil, se requiere de personas con bastante sensibilidad que estén dispuestas a tener paciencia, ya que hay mucho que hacer, que aprender y que componer con pocos recursos financieros, siendo esto un reto complicado.  

 

Octubre 2018

El Programa de Fortalecimiento Institucional solicita voluntarios traductores de textos para impresos, redes sociales y página de internet. Los idiomas deseables son inglés, francés, alemán, danés, italiano y tzotzil. El área de hotel solicita voluntarios para recibir y atender a huéspedes que hablen idiomas distintos al castellano, el tzotzil y el tzeltal. Ofrecemos hospedaje y 50% de los gastos de alimentación.

Octubre del 2018

El Programa de Fortalecimiento Institucional requiere de un voluntario para el período 2018, para desarrollar el sistema de found raising y donativos.  Interesados favor de enviar CV y solicitud de ingreso, ofrecemos estancia en habitación doble compartida y 20% en el costo de alimentos.

2018

El área de servicios requiere de dos voluntarios calificados como chef o carrera afin para desarrollar el sistema de inventarios, recetas, comandas y ventas del comedor. Interesados favor de enviar CV y solicitud de ingreso, ofrecemos estancia en habitación doble compartida y 20% en el costo de alimentos.

PCP Biblioteca

Octubre 2018

El Programa de Cultura y Patrimonio solicita 3 personas de archivo para realizar trabajos como voluntarios para su programa 2018. Carrera de archivonomía, bibliotecología o humanidades es necesaria. De preferencia que hablen inglés. Na Bolom ofrece hospedaje y 20% en el costo de los alimentos.

Octubre 2018

Para el área de hotel se necesitan dos voluntarios que apoyen en el mantenimiento general, limpieza especializada, restauración de mobiliario. Se requieren personas con experiencia. Na Bolom ofrece 3 meses de hospedaje y 20% en el costo de los alimentos

Please reload

Si has sido voluntario no dejes de escribirnos por favor. Si quieres ser voluntario, envía tu solicitud anexa. ¡Gracias!

  • Icono social Instagram
  • Twitter Classic

© Asociación Cultural Na Bolom, todos los derechos reservados